Seguridad
Armas nucleares



Armas nucleares:
Albert Einstein (1879-1955):
En 1905 publica Sobre la electrodinámica de los cuerpos en movimiento, postuló que la velocidad de la luz es constante para todos los sistemas de referencia y que, como consecuencia, el tiempo es relativo al estado de movimiento del observador. Para clarificar la estructura matemática de la teoría de la relatividad restringida escribe un segundo artículo, ¿Depende la inercia de un cuerpo de su energía? En él dedujo su conocida fórmula. La energía es igual a la masa multiplicada por el cuadrado de la velocidad de la luz en el vacío. A efectos prácticos significaba que si se lograra liberar la energía condensada en una pequeña masa, la potencia resultante sería equiparable a millones de toneladas de TNT. En 1933 Einstein abandona Alemania a causa de las persecuciones contra los judíos. En 1935 el físico Hans Albrecht Bethe se marchó de Alemania a los EE.UU. En 1938 manifestó que la energía liberada por las estrellas proceden de reacciones de fusión. En 1939 Otto Hahn y Fritz Strassman consiguen la fisión del uranio por impacto neutrónico. Einstein escribe a Roosevelt (1939) señalando las inmensas posibilidades de la investigación atómica con el uranio: "este nuevo fenómeno permitiría la fabricación de bombas". A pesar de ser un pacifista convencido y declarado conocía bien el carácter y la carrera armamentista del régimen de Hitler, interesado en la obtención del formidable instrumento de destrucción. No participó en los experimentos para el desarrollo de la bomba de fisión en Los Alamos (Nuevo México). En 1940 es nombrado director del Instituto de Estudios Superiores de Princeton (New Jersey). Obtiene ese año la nacionalidad de EE.UU. 6 agosto de 1945 se lanza la bomba atómica sobre Hiroshima. Con la exclusividad de la bomba atómica la Doctrina Truman creó la oferta de ayuda militar a todo país amenazado por el comunismo.

Pruebas nucleares en Bikini (1946):
Con el fin de estudiar los efectos de las bombas atómicas del tipo Nagasaki sobre navíos y animales embarcados en ellos, el Grupo de Fuerzas Especiales Mixtas de la Armada y el Ejército de los EE.UU., en la llamada Operación Crossroads, realizó dos pruebas en el atolón de Bikini, en el Pacífico. La primera prueba (Able), efectuada el 1 de julio de 1946, consistió en una explosión aérea sobre la zona marítima donde se encontraban anclados 90 barcos. Dentro de los 800 m de radio del punto de explosión se hundieron inmediatamente un destructor y dos transportes, otro destructor quedó volcado y al día siguiente se hundió un crucero. Un portaaviones ligero resultó seriamente averiado por la explosión y el fuego. Dos acorazados y un crucero fueron también puestos fuera de servicio por daños en su superestructuras. La explosión se efectuó a unos 500 ó 600 m por encima de la zona fijada como blanco y aún así murieron instatáneamente el 10% de los animales y otros muchos resultaron con lesiones mortales. Se llegó a la conclusión de que el personal embarcado en las naves averiadas gravemente en sus superestructuras habría recibido asimismo una cantidad letal de radiación. En la prueba Baker, efectuada el 25 de julio, una explosión submarina provocó el hundimiento de 5 barcosde superficie y 3 submarinos. Tres navíos de desembarcoy un dique seco de hormigón recibieron averías tan grandes que más tarde fueron hundidos por las tripulaciones de salvamento. Los daños se circunscribieron a una zona más reducida que en la anterior prueba. Pero el agua contenía tal cantidad de radiactividad que no fue posible efectuar durante varios días una adecuada inspección en los barcos. (George A.Cowan)

Misiles en Cuba. Foto aérea instalaciones lanzamiento (detalle) Sajarov terminó los estudios brillantemente y entró a formar parte del escogido grupo de científicos dirigidos por Igor Tamm, en el prestigioso Instituto Lebedev de Física. Este equipo tenía como misión investigar las reacciones termonucleares y profundizar en el control de la fusión atómica. Sajarov recibió muchas felicitaciones y honores. En 1953 es nombrado miembro de la Academia de las Ciencias de la URSS y le conceden la medalla al Mérito Científico, la Orden de Lenin y el Premio Stalin entre otros muchos galardones. En 1954 Bertrand Russell intenta unir a todos los científcos importantes del mundo en una denuncia contra la guerra nuclear. Desarrolla una imparable labor con su campaña contra el armamento nuclear, campaña que después extiende al rearme en general aunque se trate de armas convencionales. Participa en todos los debates que se plantean como objetivo la paz. En octubre de 1962 tiene lugar la crisis de los misiles instalados en Cuba. Un cerco naval de EE.UU. a la isla termina con el desmantelamiento de las bases.

Pruebas de EE.UU en la posguerra:
Las siguientes pruebas de nuevas armas dejaron de hacerse públicas. Se siguieron estudiando los efectos de la onda expansiva, el calor y la radiación en estructuras y materiales de edificación, los efectos genéticos, la radiación ionizante sobre los cuerpos vivos, la posibilidad de contaminación radiactiva del suelo y los daños que ocasionan las partículas radiactivas aerotransportadas. Las primeras pruebas efectuadas y anunciadas por la Comisión Atómica de E.UU. fueron: tres en 1948 en Eniwetok; cuatro en 1951 en Eniwetok y 12 en Nevada; por lo menos 2 en 1952 en Eniwetok y 8 en Nevada; y 11 en 1953 en Nevada. Una de las pruebas de 1953 consistió en la explosión de una granada atómica de artillería. A partir de esta fecha, EE.UU. efectuó pruebas regularmente.

Pruebas de la URSS y otros:
Hizo estallar una el 29 de agosto de 1949, dos en 1951, una en 1953 y posteriormente muchas de los tipos A y H, cerca de Semipalatinsk en Siberia; Gran Bretaña realizó su primera explosión el 3 de octubre de 1952 en las islas de Monte Bello, en la costa de Australia; Francia el 13 de febrero de 1960, en Argelia; China el 16 de octubre 1964, en el área de pruebas de Lop Nor, en la China occidental, cerca del desierto del Gobi; India en mayo de 1974. EE.UU. y la URSS renunciaron a efectuar pruebas en la atmósfera con el Tratado de Moscú (1963). En 1974 firmaron un convenio que limita a 150 kt la potencia de las explosiones subterráneas. Con anterioridad a los acuerdos la URSS alcanzó una potencia de 50 Mt (50.000.000 t de TNT) en la explosión de la bomba H del 30 de octubre de 1961 sobre Nueva Zembla. Los dispositivos se miniaturizaron hasta poder ser lanzados como proyectiles de cañón.

Comportamiento observado en las pruebas:
Cuando explota una bomba a unos 600 m de altura, la energía se libera tan rápidamente y en un espacio tan pequeño que la presión ejercida se estima 100.000 veces superior a la presión atmosférica y la temperatura se calcula por encima de 1.000.000 ºC. En escasas millonésimas de segundo, el aire circundante se calienta hasta la incandescencia y parece una gran bola de fuego que se levanta y aumenta rápidamente de tamaño a la vez que irradia calor. Un segundo después de la explosión, la bola de fuego alcanza su máximo radio, de casi 300 m. A la mitad de su desarrollo, vista a una distancia de 10 km, se presenta casi 100 veces más brillante que el sol. La radiación termal de la explosión no sólo produce luz, sino también radiaciones cuyas longitudes de onda son a la vez más largas y más cortas que las de la región visible del espectro. Después de que la bola de fuego se ha enfriado hasta dejar de ser luminosa, continúa formando una gigantesca burbuja de gases y materiales vaporizados pertenecientes a la bomba y su envoltura. Al seguir elevándose y enfriándose la burbuja, sus elementos componentes comienzan a condensarse en una nube de gotitas de agua y humo formada por partículas sólidas de óxidos metálicos radiactivos. A una altura de 12.000 a 18.000 m de, cerca de la base de la estratosfera la nube se extiende horizontalmente formando un hongo. El principal agente de destrucción es la onda de choque que se desplaza desde la región central de alta presión con la velocidad del sonido. esta onda actúa como una muralla de agua o de aire poderosamente comprimido sun después de chocar y reflejarse en el suel. En 10 segundos recorre más de 3 km y pierde algo de su poder destructivo. Además de la radiación térmica se produce la de rayos gamma, partículas beta, neutrones y algunas partículas alfa. Si la explosión se efectúa a gran altura los peligros de la onda de choque son mucho mayores que la radiación. Sólo entre el 5 y el 15% de las bajas japonesas fueron causadas por la radiación.

Desarme nuclear:
En 1963 se firma el Tratado de Moscú sobre el control y disminución de las pruebas nucleares en la atmósfera. La instalación del teléfono rojo (1963) durante los años de distensión tuvo el valor simbólico de demostrar que se podían alcanzar resultados positivos. Un logro más efectivo fue la firma del Tratado de No Proliferación de Armas Nucleares (1968). Luego, las conversaciones SALT conducirán a la firma del Tratado de Moscú (1972), por el que ambos países aceptaban una serie importante de limitaciones en su armamento estratégico. Un año después las dos superpotencias firman un acuerdo sobre la prevención de la guerra nuclear. Y en 1974 dos acuerdos sobre la limitación de experimentos nucleares subterráneos y para limitar por diez años el número de misiles y de bombarderos capaces de llevar ojivas nucleares y el número de proyectiles con cabezas múltiples. La tensión renace con la caída del gobierno pronorteamericano de Indochina (1975) y la invasión soviética de Afganistán (1979). La política belicista y de rearme nuclear iniciada por Reagan (1981) con ampliación de nuevas tecnologías como los misiles intercontinentales M-X; militarización nuclear del espacio, despliegue de misiles intercontinentales Minuteman III en suelo norteamericano (1982) agravó la tensión con la URSS, a la vez que se intensificaron los roces en las guerras convencionales. Se iniciaron en Ginebra las conversaciones START (1982) que no prosperaron tras la muerte de Brezhnev y su sustitución por Andropov: a las exigencias norteamericanas de reducción de SS-20 se oponían los soviéticos, con la pretensión de que se incluyeran las fuerzas nucleares de UK y Francia. El planteamiento ya real de desarrollar la doble decisión de la OTAN hizo que 1983 fuese el año de discusión sobre los euromisiles, cuya aceptación por RFA motivó la retirada de la URSS de las conversaciones START, tras la interrupción de las paralelas sobre limitación de armas nucleares de alcance intermedio (I.N.F.), a la vez que se suspendían sine die las que desde hacía más de diez años mantenían en Viena EE.UU. y la URSS sobre reducción de fuerzas convencionales (M.B.F.R.). Quedó el comité de desarme de la ONU mientras internacionalmente se urgía al acuerdo tras los incidentes del Boeing surcoreano (1983) y el choque entre los submarinos soviético y norteamericano (1984). Se reanudaron las conversaciones M.B.F.R. de Viena y se potenció el comité de desarme de Ginebra (discusión sobre armas químicas), a la vez que se desplazaban los misiles de UK, Italia y RFA y del pacto de Varsovia (RDA y Checoslovaquia).

A pesar de las fuertes protestas australianas y neozelandesas Francia anunció en 1983 la reanudación de las experiencias nucleares en Mururoa. En 1972 el velero Greenpeace actuó contra las pruebas nucleares francesas en Bikini. En 1998 las pruebas nucleares realizadas por Pakistán le acarrean diversas sanciones internacionales.

Misil Pershing Citas:
Quiero hablar del peor engendro que ha salido del espíritu de las masas: el ejército, al que odio. Que alguien sea capaz de desfilar muy campante al son de una marcha basta para que merezca todo mi desprecio, pues ha recibido cerebro por error: le basta con la médula espinal. Habrá que hacer desaparecer lo antes posible esa mancha de la civilización. Cómo detesto las hazañas de los mandos, los actos de violencia sin sentido y el dichoso patriotismo. Qué cínicas, qué despreciables me parecen las guerras. ¡Antes dejarme cortar en pedazos que tomar parte en una acción tan vil!. (Albert Einstein)

El concepto de armonia mundial no pertenece a la lógica sino a la realidad. La tecnología nos brinda dos alternativas: realizar el sueño de una familia humana enorme, de una comunidad que reune a todos los pueblos de la tierra, o bien decidirnos por la destruccion del planeta y la humanidad que lo habita. Las armas modernas no permiten que impere la agresión. Los nacionalismos habrían de ser desterrados a medida que descubrimos el sentido de la dependencia mutua. Debemos comprender la verdad que encierra la armonía. La tecnología aplicada al nacionalismo militar devora el planeta. Un simple gesto y en pocos minutos millones de seres humanos perecerían, ciudades enteras serían literalmente borradas del mapa y la tierra quedaría contaminada por decenas de años. Ya no podemos ver o sentir la sangre del enemigo. Nuestras manos estan limpias, sin manchas de sangre, pero nuestro espíritu está mancillado[...]Para la moderna sociedad occidental, la guerra, el hambre y el sufrimiento no son más que palabras, ya no pueden verse las lagrimas del enemigo. El enemigo ha dejado de ser humano. El enemigo ya no siente dolor. (M.Saotome)

Cambios en defensa antiaérea (década de 1950):
A partir de los años cincuenta la defensas nucleares y los misiles balísticos, y las defensas antiaéreas y antimisiles, se convirtieron en el gran problema de seguridad. Se requería una rápida detección e identificación de cualquier nave o misil enemigo, y al mismo tiempo la capacidad de destruir o neutralizar tales ataques con el mínimo riesgo para el territorio amigo. Se hizo patente que los sistemas de cañones no podían ser efectivos contra aviones reactores de gran velocidad o contra misiles balísticos o teledirigidos. Se aumentó el poder de tiro del equipo de cañones para hacer frente a los vuelos bajos de aviones, y se intensificó el empleo de misiles de defensa contra vuelos de reactores de gran velocidad y misiles teledirigidos. El primer misil norteamericano tierra-aire, el Nike-Ajax, se introdujo en 1953. Estaba propulsado con combustible líquido (con la ayuda de un iniciador sólido) y teledirigido, que transportaba 300 libras de alto explosivo en su cabeza. En 1958 se desplegó el Nike Hercules, propulsado por combustible sólido, con dos fases, teledirigido y capaz de llevar alto explosivo o una cabeza nuclear. En 1951 la marina norteamericana había desarrollado y puesto en funcionamiento el Talos, misil estatorreactor dirigido por haz de radar. Las Fuerzas Aéreas construyeron el Bomarc, puesto en funcionamiento en 1957, con dirección electrónica y guía de radar. El Nike Zeus de la marina se diseñó contra misiles balísticos y el Hawk, de dos fases, que podía contrarrestar ataques aéreos a muy baja altura gracias a su guía de radar de onda continua.


[ Inicio | ONU | Chomsky | Nuclear | Ejércitos | Nacionalismo | Fundamentalismo ]